Vocabulario relacionado1
29 palabras

trece. (Del lat. tredĕcim). 1. adj. Diez y tres. Trece libros 2. adj. decimotercio. Leí³n trece. Número trece. Año trece. Apl. a los dí­as del mes, u. t. c. s. El trece de noviembre 3. m. Conjunto de signos con que se representa el número trece. 4. m. Cada uno de los trece regid...
porro1. (Del lat. porrum). 1. m. puerro.□ V. ajo porroporro2. (De porra). 1. adj. coloq. Dicho de una persona: Torpe, ruda y necia. U. t. c. s. m.porro3. (De or. inca). 1. m. Cigarrillo liado, de marihuana, o de hachí­s mezclado con tabaco....
adolescente. (Del lat. adolescens, -entis). 1. adj. Que está en la adolescencia. U. t. c. s....
lavador, ra. (De lavar). 1. adj. Que lava. U. t. c. s. 2. m. Instrumento de hierro para limpiar las armas de fuego, cilí­ndrico y de largo proporcionado al del arma que se ha de lavar. 3. m. ant. lavadero (‖ lugar utilizado para lavar). 4. m. ant. lavadero (‖ sitio ...
psiquiátrico, ca. 1. adj. Perteneciente o relativo a la psiquiatrí­a. 2. m. Hospital o clí­nica donde se trata a los enfermos mentales....
limpio, pia. (Del lat. limpÄ­dus). 1. adj. Que no tiene mancha o suciedad. 2. adj. Que no tiene mezcla de otra cosa. Se dice comúnmente de los granos de cereales. 3. adj. Que tiene el hábito del aseo y la pulcritud. 4. adj. Libre, exento de cosa que dañe o inficione. 5. adj....
diego. 1. m. dondiego. donde digo «digo», no digo «digo», sino digo «Diego». 1. expr. coloq. U. para aplicar a quien incurre en confusií³n o contradiccií³n y a quien se ve obligado a rectificarse.□ V. don diego...
juzgar. (Del lat. iudicāre). 1. tr. Dicho de la persona que tiene autoridad para ello: Deliberar acerca de la culpabilidad de alguien, o de la razí³n que le asiste en un asunto, y sentenciar lo procedente. 2. tr. Formar opinií³n sobre algo o alguien. 3. tr. Fil. Afirmar, previa la c...
sencillamente. 1. adv. m. Con sencillez, sin doblez ni engaño....
calada. (Del part. de calar2). 1. f. Accií³n y efecto de calar (‖ penetrar un lí­quido en un cuerpo). 2. f. Accií³n y efecto de calar (‖ disponer en el agua un arte para pescar). 3. f. Vuelo rápido del ave de rapiña, ya abatiéndose, ya levantándose. 4. f. Chupada qu...
risa. (De riso). 1. f. Movimiento de la boca y otras partes del rostro, que demuestra alegrí­a. 2. f. Voz o sonido que acompaña a la risa. 3. f. Lo que mueve a reí­r. la ~ del conejo. 1. f. coloq. La que suelen causar algunos accidentes, o el movimiento exterior de la boca y otr...
nota. (Del lat. nota). 1. f. Marca o señal que se pone en algo para reconocerlo o para darlo a conocer. 2. f. Observacií³n que se hace a un libro o escrito, que por lo regular se suele poner en los márgenes. 3. f. Advertencia, explicacií³n, comentario o noticia de cualquier clase que ...
nervioso, sa. 1. adj. Que tiene nervios. 2. adj. Perteneciente o relativo a los nervios. 3. adj. Dicho de una persona: Cuyos nervios se excitan fácilmente. 4. adj. Dicho de una persona: Inquieta e incapaz de permanecer en reposo. 5. adj. Fuerte y vigoroso.□ V. centro nervi...
sí­ndrome. (Del gr. συνδρομή, concurso). 1. m. Conjunto de sí­ntomas caracterí­sticos de una enfermedad. 2. m. Conjunto de fení³menos que caracterizan una situacií³n determinada. ~ de abstinencia. 1. m. Psicol. Conjunto de sí­ntomas provocado por la reduccií³n o suspensií³n ...
barata1. 1. f. V. barato.barata2. (Del lat. blatta). 1. f. Zam. y Chile. cucaracha.barato, ta. (De baratar). 1. adj. Dicho de una cosa: Vendida, comprada u ofrecida a bajo precio. 2. adj. Que se logra con poco esfuerzo. 3. m. Venta de efectos que se hace a bajo precio con el...
compulsivo, va. (Der. de compulso, part. irreg. de compeler, y este del lat. compulsus). 1. adj. Que tiene virtud de compeler. 2. adj. Que muestra apremio o compulsií³n. 3. adj. Psicol. Que tiene impulsos irresistibles....
exterior. (Del lat. exterÄ­or, -ōris). 1. adj. Que está por la parte de fuera. U. t. c. s. 2. adj. Dicho de una habitacií³n o de una vivienda: Que tiene vistas a la calle. U. t. c. s. 3. adj. Perteneciente o relativo a otros paí­ses, por contraposicií³n a nacional e interior. Comerci...
psicoactivo, va. 1. adj. Dicho de una sustancia: Que actúa sobre el sistema nervioso, alterando las funciones psí­quicas....
afecto1, ta. (Del lat. affectus, a, um). 1. adj. Inclinado a alguien o algo. 2. adj. Dicho de un beneficio eclesiástico: Que tiene alguna particular reserva en su provisií³n, y más comúnmente la del Papa. 3. adj. Dicho de una posesií³n o de una renta: Sujeta a alguna carga u obligacií...
málaga. 1. m. Vino dulce que se elabora con la uva de la tierra de Málaga, en España....
mí­o, a. (Del lat. meus). 1. pron. poses. Formas de 1.ª persona. U. t. c. n. con la terminacií³n m. sing. 2. pron. poses. Pospuesto a ciertos sustantivos, expresa cariño. a mí­a sobre tuya. 1. loc. adv. A golpes, a porfí­a, apresuradamente. de mí­o. 1. loc. adv. Sin valerme de...
rara. (Voz onomat.). 1. f. Am. Mer. Ave del tamaño de la codorniz, con el pico grueso y dentado, de color gris oscuro por el lomo, blanquecino por el vientre y negro en las puntas de las alas. Se alimenta de plantas tiernas, por lo cual es dañosa en las huertas y sembrados.raro, ra. (Del lat. r...
deje. (De dejar). 1. m. Accií³n y efecto de dejar. Deje de cuenta. 2. m. dejo (‖ modo particular de la voz). 3. m. dejo (‖ acento peculiar). 4. m. dejo (‖ gusto o sabor)....
psicí³tico, ca. 1. adj. Med. Perteneciente o relativo a la psicosis (‖ enfermedad mental). 2. adj. Med. Que padece psicosis. U. t. c. s....
legalizar. 1. tr. Dar estado legal a algo. 2. tr. Comprobar y certificar la autenticidad de un documento o de una firma....

Soy adicto a la marihuana

2017-03-11 07:27:30

http://www.ideal.es/granada/201612/07/adicto-maria-empece-trece-20161204000610-v.html

Enviado por: Antonio Riera

Departamento de Tecnología

Diego (Granada, 1987) perdió la cabeza por la marihuana.
La expresión ha de entenderse en su sentido literal. Siendo un niño de
sólo trece años empezó a fumar porros y su adicción fue creciendo al
mismo tiempo que él se hacía un adolescente y luego un joven alto y
fornido. Tras más de un lustro fumando una docena de porros diarios, «o
más», la cordura le abandonó temporalmente. Sufrió un brote psicótico.
Su mente rodaba a la velocidad del tambor de una lavadora cuando está
centrifugando. Y, además, escuchaba voces que solamente él oía. Tocó
fondo y habló con su familia, que nada sabía de su enganche a la maría y de los problemas psiquiátricos que le estaba causando la droga.
Inició una rehabilitación en el Centro Provincial de Drogodependencias y
durante cuatro años estuvo limpio. Luego recayó y la locura volvió a
darle otros dos toques de atención.


Ahora mismo, Diego ha vuelto a estudiar -dejó los libros
sin tener siquiera el diploma más básico-, está terminando un nuevo
programa de deshabituación en la organización no gubernamental Proyecto
Hombre de Granada y ha aceptado narrar su dilatada relación de amor-odio
con la marihuana. Su objetivo no es sermonear ni juzgar a nadie. Ni
siquiera es un prohibicionista. No le parecería mal que se legalizase la  hierba. Lo que pretende es contar lo que le ha hecho a él la maría
por si le sirve a alguien. Sencillamente.


¿Qué tal está ahora mismo?






Bien, bien. Aquí en Proyecto Hombre estoy desde mayo del 2015.


¿Qué le llevó a la marihuana?


Fue por el círculo de amistades que tenía. Ellos fumaban y yo empecé a dar unas calaíllas y, bueno...


¿Qué edad tenía?


Empecé a los trece años.


¿Es normal empezar tan pronto con la maría?


Tan pronto, tan pronto, creo que no. Pero es que yo me junté con
gente que fumaba y empezaron con eso de que si quieres probar. Y yo
dije que sí. Di unas caladas y me dio la risa tonta, el cachondeo, que
es lo que buscas... Y a raíz de ahí, un día, otro, otro, otro... hasta
que llega la dependencia.


¿En qué se nota que uno ya es adicto a la marihuana?


Cuando no consumes, te cambia el carácter para mal. Estás más
nervioso y, en mi caso, había muchas discusiones en casa... muy mal
ambiente.


¿Sólo consumía cannabis?


Probé más cosas, pero consumir lo que se dice consumir, marihuana.


Hay gente que cree que la maría, a diferencia de
drogas como la cocaína o la heroína, no genera adicción ni síndrome de
abstinencia...


Yo soy adicto a la marihuana. Habrá gente que igual pueda
controlarla, pero yo no. Si empiezo a fumar, no puedo parar. Cae un
canuto detrás de otro.


¿Cuántos canutos fumaba a diario cuando estaba enganchado?


Bastantes. Antes de empezar a trabajar, era carpintero, ya me fumaba
uno. Luego, me hacía uno en el servicio e iba y volvía a por él. Y
después del trabajo, me podía fumar ocho o diez como mínimo.


Supongo que el hecho de que sea una droga barata favorecerá el consumo compulsivo...


Pues sí, aunque depende si es exterior o interior, que es cuando
se cultiva en las casas de una forma digamos artificial, que no es
natural. A la maría interior le echan mucha química. Está manipulada
para aumentar el nivel de THC -tetrahidrocannabinol, que es la principal
sustancia psicoactiva del cannabis-, que es lo que produce el efecto y
la adicción.


Comentaba usted antes que a la marihuana le llevaron las amistades ¿qué o quién le convenció de que debía alejarse de ella?


Tuve una novia y lo dejamos, y eso, junto al consumo de droga, me
afectó. Entonces me dio un brote psicótico. Escuchaba voces, imaginaba
cosas y me las creía... Locura... Tenía 19 años.


¿Y qué hizo?


Me fui a Málaga con unos familiares míos para intentar cambiar de
ambiente. Pero con lo que tenía en la cabeza no podía descansar ni
dormía nada. Entonces volví a escuchar voces de nuevo y cosas raras. Me
asusté y me fui a dar vueltas en un autobús hasta que se hizo de día. Y
como no podía aguantar más, llamé a mis padres y les conté lo que me
pasaba. Porque ellos no lo sabían. Luego me llevaron al hospital y
estuve ingresado en psiquiatría un mes.


¿Tiene que medicarse?


Tomé medicación durante tres años y medio, pero ya no.


Entonces ya no consumía ¿no?


No. Fui al CPD y dejé la marihuana durante cuatro años. Pero recaí y dejé de ir.


¿Por qué volvió a la maría?


Pues la verdad es que no lo sé, porque yo estaba muy bien en aquella
época... A mí es que ha gustado mucho la marihuana, esa es la verdad.


Pero ya no le producía aquellas risas tontas de los primeros porros...


No, los brotes psicóticos no hacen gracia. Y tuve dos más. Que yo no
digo que le pase a todo el mundo. Eso depende de la persona, pero los
aditivos que lleva la marihuana pueden activar esos brotes.


¿Por qué hay tanta maría en Granada?


Antes ya había mucha, pero ahora hay más. Supongo que tendrá que ver
con la crisis y el paro. Yo conocí a uno que decía que tenía seis chalés
con plantaciones y que ganaba 200.000 euros al mes.


¿Sigue teniendo amigos que consumen?


No, ya he perdido el contacto. Y lo hice intencionadamente.


¿Es partidario de legalizar la maría?


Y hay algunos estados que lo han hecho. Por mí, que la legalicen... Y
que cada uno haga lo que quiera. En mi caso, no he tenido una buena
experiencia.

Leido en IDEAL.

Noticias relacionadas
Demostrado: Marihuana, "peor que el tabaco"
Se ha demostrado que el consumo de marihuana durante el embarazo puede atrofiar el crecimiento del feto
La marihuana afecta a la memoria y a la concentración
El peligro de banalizar las drogas.
ONU indica que tratar con indulgencia a las personas famosas que se drogan envía a los jóvenes un mensaje equivocado sobre el peligro de consumirlas.
Chile incluye la marihuana en lista de drogas peligrosas
Hemos publicado Sobre drogas
Nuestra revista de información sobre drogas
Granada cultiva la mitad de la marihuana de Andalucía
Panel de vídeos relacionado
Por palabra clave antidrogas
El centro no se responsabiliza del contenido de los videos relacionados, ni ha creado ninguno de los videos expuestos


Fuente de significado de palabras Real Academia Española de la Lengua
1Las 29 palabras seleccionadas del apartado Vocabulario relacionado se han elegido de forma automática no tienen porque ser las más significativas del texto ni las menos utilizadas en cualquiera de los ámbitos de la lengua.